Monseñor Schneider defiende nuevamente a la FSSPX

Noviembre 08, 2022
Origen: fsspx.news
Monseñor Athanasius Schneider

Athanasius Schneider, obispo auxiliar de Astaná, Kazajistán, defendió recientemente a la Fraternidad San Pío X (FSSPX) de los detractores que continúan afirmando que la Fraternidad está "en cisma". Esta no es la primera vez que Schneider sale en defensa de la FSSPX, y probablemente no será la última.

Durante una sesión de preguntas y respuestas en septiembre de 2022,organizada por la Confraternidad de Nuestra Señora de Fátima, con sede en Ohio, monseñor Schneider reiteró lo que la FSSPX siempre ha sostenido, a saber, que no está fuera de la Iglesia católica. El obispo también rechazó las afirmaciones de que los miembros de la Fraternidad están excomulgados y destacó el hecho de que la Fraternidad defiende las tradiciones de la Iglesia tal como estas eran expuestas hasta el Concilio Vaticano II. Schneider también señaló que las supuestas excomuniones de los obispos de la Fraternidad fueron impugnadas durante mucho tiempo y que el asunto llegó a su fin en 2009 con el Papa Benedicto XVI.

Es importante destacar que monseñor Schneider disipó las preocupaciones de algunas personas sobre la asistencia a las Misas ofrecidas por la FSSPX. Aunque Schneider cree que la Fraternidad y otros grupos fundados por monseñor Marcel Lefebvre "están [en una] situación canónica irregular", eso no es una barrera para que los católicos reciban los sacramentos del clero de la FSSPX.

En una entrevista de octubre de 2022, con el periodista católico John-Henry Westen, Schneider volvió a afirmar que la FSSPX no está en cisma y que los católicos pueden asistir a las capillas de la Fraternidad. El prelado señaló que solo "una visión muy estrecha y legalista de la realidad de la Iglesia” podría llevar a creer que la FSSPX es cismática y que quienes lo afirman "ponen la letra del Derecho Canónico por encima de la importancia, la importancia primordial de la plenitud de la fe católica y de la liturgia tradicional". Además, Schneider destacó que la FSSPX exhibe continuamente una "comunidad canónica con el Papa" al orar por el Papa Francisco durante la Misa y ofrecer otras oraciones públicas por él.

Las conclusiones del obispo no deberían sorprender a nadie. Como él mismo recuerda, "el Papa Francisco otorgó… facultades habituales, ordinarias y universales de confesión a los sacerdotes de la" FSSPX, y que los sacerdotes de la Fraternidad pueden celebrar matrimonios con la aprobación del obispo local. Si bien la FSSPX se ha mantenido firme en la posición de que sus clérigos pueden otorgar absoluciones válidas y celebrar matrimonios independientemente de un permiso especial debido a la crisis actual en la Iglesia en base a la jurisdicción suministrada, el hecho de que el Papa haya ejercido poderes jurisdiccionales extraordinarios a favor de la Fraternidad en los últimos años contradice enérgicamente cualquier acusación de la FSSPX está fuera de la Iglesia católica.

Algunos recordarán que monseñor Schneider realizó visitas oficiales a dos seminarios de la FSSPX en 2015 y declaró en una entrevista con Adelante la Fe que "no hay razones de peso para negar al clero y fieles de la FSSPX el reconocimiento canónico oficial, en tanto que sean aceptados tal como son. En efecto, esta fue la petición de Monseñor Lefebvre a la Santa Sede: "Ser aceptados tal como somos". Además:

Si la FSSPX cree, adora y lleva una vida moral como fue exigida y reconocida por el Magisterio Supremo y fue universalmente observada en la Iglesia durante un largo período de siglos, y si la FSSPX reconoce la legitimidad del Papa y de los obispos diocesanos y ora por ellos públicamente y reconoce la validez de los sacramentos según la editio typica de los nuevos libros litúrgicos, esto debería ser suficiente para un reconocimiento canónico de la FSSPX en nombre de la Santa Sede.

Para la FSSPX y los fieles que reciben los sacramentos de la Iglesia en sus capillas, las palabras de monseñor Schneider confirman lo que ya saben. Sin embargo, eso no ha impedido que otros católicos difundan información errónea sobre la Fraternidad, incluida la falsedad de que la FSSPX está en cisma y que sus sacerdotes no ofrecen sacramentos válidos. Si bien sería un motivo de alegría que las palabras del obispo de Astaná pusieran fin a esta innecesaria controversia, lamentablemente es poco probable que esto suceda por el momento.

En un momento de la historia en el que la Iglesia continúa sufriendo las secuelas del Concilio Vaticano II y debe prepararse para nuevos ataques radicales como el próximo "Sínodo sobre la Sinodalidad", los fieles necesitan desesperadamente la Tradición. La FSSPX sigue manteniendo la Tradición para la Iglesia Universal, para el bien de las almas. Como señala monseñor Schneider, los fieles no deben preocuparse por estar fuera de la Iglesia o cometer un acto pecaminoso al confiar sus almas a los ministerios de los sacerdotes de la FSSPX. Para aquellos que buscan un refugio seguro en un momento de gran crisis en la Iglesia, las palabras aclaratorias de monseñor Schneider son muy bienvenidas.